XXXI Congreso de Arte Flamenco
de Badalona
Del 8 al 13 de septiembre de 2003

¿Por qué en Badalona?

Porque el flamenco no tiene fronteras. Y porque forma parte de la cultura viva de muchos badaloneses originarios de donde brota el manantial flamenco. Y porque este arte tiene la magia de incitar a gentes de otras tierras y culturas.

El Congreso de Arte Flamenco de Badalona es el cuarto de los que se celebran en Catalunya. Aquí el flamenco ya no se cultiva tan sólo en el interior de las entidades, ya no se mantiene recluido en círculos iniciados: se oye en la radio, se proyecta en la tele, llena los teatros, se aplaude en las fiestas. Un fenómeno raramente comparable a ningún otro: crece, desborda, se sale de madre.
Hace tiempo la Alcaldesa de Badalona hizo suya la iniciativa de que el XXXI Congreso se celebrase aquí. Ha contado con el apoyo incondicional de la FECAC y ha obtenido la designación de la AFCAF, confirmada en Baeza, sede del anterior Congreso.

La "manola"fabricante: hoy la empresa productora es andaluza y el flamenco ha llegado a ser, también, badalonés. que os saluda en la portada obtuvo, en el año 1897, el primer premio de carteles publicitarios del Anís del Mono, que se destila, aún hoy, en Badalona. Es obra de Ramon Casas, uno de nuestros pintores modernistas más significados. La decisión mereció la crítica de ciertos puristas de discutible gusto: la "manola", decían, era poco indicada para anunciar un licor catalán. Ni que decir tiene que el tiempo ha dado la razón al fabricante: hoy la empresa productora es andaluza y el flamenco ha llegado a ser, tambien, badalonés.